amalia

La Casa museo Amália Rodrigues, guarda las memorias de la cantante de Fado más representativa de todos los tiempos.

casa-amalia-lisboaLa casa amarilla, ubicada en la Rua de São Bento, en Lisboa, fue por medio siglo por la cantante, y después de su muerte fue convertida en un museo.

La Casa Museo de Amalia

El objetivo de este lugar es rendir un homenaje a una de las figuras más amadas por el pueblo portugués.

La casa, y  los casi 30 mil objetos que la acompañaron en sus viajes, los tours por el mundo y su vida personal, se encuentran expuestos y conservados de forma casi idéntica a como la dueña los dejó.

 

Objetos dispuestos en el museo


640Algunos de los objetos más curiosos están dispuestos en la sala de estar, y se pueden ver una guitarra del Siglo XIX, un piano, medallas y condecoraciones. El comedor tiene la mesa dispuesta para una noche de fiesta.

En su cuarto, hay detalles más íntimos como zapatos y joyas, así como vestidos y chales que usó la afamada artista lusa.

Más allá del museo

Para quienes siguen la vida de esta famosa fadista, podéis pasaros también por el Panteón Nacional, donde descansan sus restos.

Es una visita que además se puede complementar con una ida al museo del fado.

La casa se encuentra detrás del edificio de la Asamblea de la República y cerca puedes visitar el Jardín de Estrela y el Mercado de Campo de Ourique.


Comentarios y recomendaciones

Comentarios y recomendaciones

Ahorra dinerito en transportes y entradas con la Lisboa Card